Tel: +506-2460-3525 / +506-8879-1923
Email: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Envíenos sus Noticias
Infórmenos
Miércoles, 21 Noviembre 2018 17:24

Biblioteca Pública de Ciudad Quesada recibe “eco-bloques”


Más allá de promover la lectura, las bibliotecas se han convertido en espacios integrales donde se llevan a cabo actividades culturales y esfuerzos en pro del medio ambiente.


Dentro de este contexto, el Sistema Nacional de Bibliotecas de Costa Rica, SINABI, actualmente promueve la elaboración y utilización de “eco-bloques”, es decir, botellas de plástico que se rellenan con empaques no reciclables, para buscar la reutilización de estos materiales y disminuir la contaminación ambiental. Este proyecto nace en la Comisión Interinstitucional Carbono Neutro de la Universidad de Costa Rica y, a partir de su elaboración, otras instituciones, como las bibliotecas del SINABI, se han unido.

En San Carlos, los “eco-bloques” son recibidos en la Biblioteca Pública de Ciudad Quesada. Tatiana Garita, directora de esta entidad, explicó que en la UCR, “lo que están creando es una especie de muro de contención”. Garita agregó que ya han motivado a los grupos que participan en sus actividades permanentes para que, entre todos, llenen una botella y aseguró “nosotros ya tenemos como unas 6 botellas llenas y hay papás que están llenando botellas por su cuenta.”

¿Cómo hacer un eco-bloque?

El primer paso es conseguir una botella de plástico vacía que tenga las iniciales “PETE”; estas botellas suelen utilizarse para envasar refrescos gaseosos o agua. Para armar un “eco-bloque” se puede usar una botella de 1 litro o hasta de 3 litros. El envase debe lavarse y secarse bien antes de empezar a rellenarlo. Como segundo paso, la botella se debe rellenar con empaques plásticos metalizados como los de leche en polvo, café, galletas y confites, entre otros. Todos estos empaques deben estar limpios y secos, antes de ingresarlos en la botella.
Los empaques deben comprimirse fuertemente dentro del envase para lograr el peso requerido. Garita explica que “cada botella tiene que tener un peso mínimo. Por ejemplo, las de 2 litros deben de pesar alrededor de 600 gramos.”.

Cuando la botella se encuentra totalmente llena y alcanza el peso ideal, se le puede poner la tapa para entregarla en la biblioteca. Sin embargo, los “eco-bloques” también se pueden aprovechar en hogares o comunidades para desarrollar proyectos como la fabricación de muebles, paredes, muros, caminos y escaleras. Solo deben unirse con cuerdas de nylon, alambre, pegamento acrílico o silicón.

Si quiere formar parte de esta campaña en pro del medio ambiente, puede entregar sus “eco-bloques” en la Biblioteca Pública de Ciudad Quesada. El horario de atención es de lunes a viernes de 10:00 a.m. a 6:00 p.m. En la biblioteca también encontrará apoyo si tiene dudas sobre cómo rellenar los envases correctamente.

Periodista: Silvia Álvarez Corrales
Correo: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.


Todos los derechos reservados San Carlos Al Día
Diseño y diagramación por My506.com
Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.